Adentro del kit de herramientas de la Fed

publicado en: Jim Rickards | 0

La Fed está desesperada por crear inflación. Y para eso cuenta con muchas herramientas. En mi nota de hoy te explico cuáles son y por qué tenés que estar preocupado.

La economía estadounidense se está desacelerando notablemente. La Fed ha creado un desastre. Tuvimos un año entero, cuatro trimestres consecutivos con un crecimiento promedio de 1,2%  y con algunas revisiones podríamos ir más abajo. Es terrible.

Primero, eso es muy cerca de una recesión. Segundo, está muy por debajo de las proyecciones de la Fed de 2,5%. Tercero, muy por debajo del potencial de 3,5%. No es solo un crecimiento débil, es extraordinariamente débil y peligrosamente cercano a una recesión.

¿Qué debería la Fed hacer con eso? Una cosa podría ser reducir la tasa de interés. Pero solo pueden recortarla un cuarto de punto sin irse al negativo.

Las tasas de interés negativas son otra cosa que tenemos que tener en cuenta. Podría hacer un recorte de tasas. Podrían hacer más flexibilización cuantitativa. Sin embargo, probablemente no harán una flexibilización cuantitativa hasta que corten esos 25 puntos básicos que quedan.

Para flexibilizar, la Fed recurrirá, primero, a la “orientación a futuro”. Ahí prometen no subir las tasas por un largo período de tiempo, luego viene un recorte de tasas. A continuación viene más orientación a futuro y luego volvemos al cero. Luego el patrón comienza de nuevo, donde prometen no subir las tasas por otro período de tiempo y luego posiblemente otra ronda de flexibilización cuantitativa (QE4). Creo que la Fed hará todo eso antes de llegar a utilizar las tasas negativas.

Eso es lo que Yellen dijo en Jackson Hole y creo que tenemos que darle el crédito por ser una representación bastante certera sobre su libro de jugadas.

Si eso funciona y es una buena idea, es otro tema. Pero eso es lo que Yellen dice que hay en el kit de herramientas y debería ser tomado al pie de la letra.

Hay otra herramienta en el arsenal de la Fed: la guerra de divisas. Eso es buscar abaratar el dólar.

El dólar más barato importa inflación por el efecto que tiene sobre el precio de los bienes importados. Esto es así porque con un dólar más barato tenemos que pagar más por nuestros iPhones, telas indias, electrónicos chinos y bienes manufacturados. En un sentido, a la Fed le gusta un dólar más barato porque ayuda a cumplir las metas de la inflación hasta cierto punto.

El problema con la guerra de divisas es que si una moneda baja, otra tiene que subir. No pueden bajar al mismo tiempo. Tiene que haber ganadores y perdedores en la guerra de divisas. Si hay un dólar más barato, lo que podría querer la Fed, busca un yen más fuerte, un euro más fuerte, y asi…

Pero hay un problema con esto: es que en la Fed han creado una burbuja de activos en las acciones y bienes raíces con casi ocho años (tres rondas) de flexibilización cuantitativa. También hay una política de tasas de interés del 0%, que continua en tasas extraordinariamente bajas.

Han creado burbujas de activos. Ahora esas burbujas podrían estallar. El mercado de acciones podría bajar. Bajó 11% entre enero y febrero de 2016. Bajó 11% en agosto de 2015. Hemos visto dos episodios de correcciones de más del 10% en los últimos 13 meses.

El mercado está claramente vulnerable y algunos de los factores de volatilidad podrían fácilmente bajar 10-20% de golpe.

Ciertamente una suba de tasas, que no veo posible en el futuro cercano, haría bajar al mercado de acciones un 20%.

Si eso pasa la confianza se destruirá de manera extrema.

Será lo opuesto de lo que la Fed quiere. Será deflacionario, aumentará los ahorros, reducirá el gasto y la volatilidad del dinero.

Atentamente,

Jim Rickards

Dejar una opinión