El camaleón dorado ha cambiado de colores

publicado en: Jim Rickards | 1

El oro es dinero, y es el único dinero que te va a salvar cuando colapsen las monedas de papel emitidas por los gobiernos. En esta nota te cuento por qué pienso que el precio del oro puede catapultarse hasta los USD 10.000.


¿Qué es el oro? ¿Es un commodity, una inversión, o es dinero?
La respuesta es…
El oro es un camaleón. Cambia en respuesta a su ambiente. Y como he dicho antes, el oro está haciendo un importante cambio.
Como explico en mi último libro, La Nueva Fiebre del Oro (que el lector en Argentina puede conseguir en este link), por momentos, el oro se comporta como un commodity. El precio del oro sigue las subidas y bajadas de los índices de materias primas. En otros momentos, el oro es visto como un puerto seguro para las inversiones. Compite con las acciones y bonos por la atención de los inversores. Y en ocasiones, el oro asume su rol como la forma de dinero más estable a largo plazo que el mundo haya conocido.
Un verdadero camaleón cambia de color basándose en el lugar en que descansa. Cuando está en la oscuridad, sentado en una hoja verde, el camaleón aparece verde oscuro para esconderse de los predadores. Cuando el camaleón salta de la hoja al tronco de un árbol, cambiará de verde a marrón para mantener sus defensas.
El oro también cambia su naturaleza dependiendo del contexto.
Y ahora, el oro se está comportando más como dinero que como un commodity o incluso una inversión. Es importante sacarse las anteojeras del dólar y ver que el dólar es solo una forma de dinero. Y no necesariamente la mejor para todos los inversores en todas las circunstancias. El oro está emergiendo de nuevo como un fuerte competidor en la carrera entre varias formas de dinero.
Estas son grandes noticias para aquéllos con una exposición a los precios del oro. El precio del oro en muchas divisas está subiendo a medida que la confianza en ellas baja.
El oro está compitiendo con el dinero fiduciario del banco central por las asignaciones de activos de los inversores globales. Eso es importante porque muestra que los ciudadanos alrededor del mundo están empezando a perder la confianza en otras formas de dinero como el dólar, el yuan, el yen, el euro y la libra. Por primera vez desde 2008, de verdad parece que los bancos centrales están perdiendo el control del sistema financiero global.
Cuando uno entiende que el oro es dinero y compite con otras formas de dinero en un revoltijo de tipos de cambio sin un ancla, uno sabe por qué el sistema monetario está tambaleándose.
El oro no tiene un banco central. El oro siempre inspira confianza porque es escaso, no tiene riesgo de crédito y ha pasado la prueba del tiempo.
El rol de oro como dinero es difícil de entender para los inversores. Una crítica contra el oro es que no paga interés. Esto es así porque el dinero no paga interés. Para obtener un rendimiento, se tienen que tomar riesgos. Y ahora con billones de dólares en bonos del gobierno alrededor del mundo operando a intereses negativos, el oro es ciertamente más atractivo que muchos bonos soberanos “seguros”.
Un activo con cero intereses le gana a uno que ofrece intereses negativos. Entonces teniendo en cuenta el hecho que los inversores están comprando bonos con intereses negativos, el argumento de que el oro no ofrece ningún interés no tiene ningún sentido ahora.
Además, los depósitos bancarios y los llamados fondos del mercado monetario tienen intereses pero no son dinero. Un depósito bancario está sujeto a quedar impago por el banco como ha sucedido en Grecia y Chipre. Y un fondo del mercado monetario está sujeto al colapso del mismo fondo, como vimos en 2008. El oro no tiene estos riesgos.
¿Qué signos vemos de que el oro se está comportando como dinero?
Por un lado, su precio se ha desviado del de otros commodities. Esta divergencia apareció a fines de 2014 pero luego se volvió más pronunciada.
El Oro que cotiza en el COMEX de Nueva York alcanzó un pico de USD 1.876 por onza el 2 de septiembre de 2011. Y recientemente operó tan bajo como USD 1.056 por onza, el 27 de noviembre de 2015. Esa es una caída del 44% en un poco más de cuatro años. En el mismo período de tiempo, los índices ampliosde commodities cayeron aún más. Un importante índice de commodities cayó 53%.
El contraste entre el comportamiento del oro y el de otras materias primas es aún más extremo cuando ajustamos el período de tiempo. Del 20 de junio de 2014 al 15 de enero de 2016, el índice amplio de commodities cayó 63% mientras el oro sólo cayó 17%. El colapso en los precios de los commodities fue casi cuatro veces más grande que el declive en los precios del oro.
De mediados de enero a mediados de febrero de 2016, el oro subió un 14% mientras las commodities todavía languidecían cerca de los puntos más bajos en cinco años. El oro ahora ha subido un 20% en el año, incluyendo su pico post-Brexit. las materias primas han mostrado en general una reciente fortaleza pero el oro continuó liderando el camino. También es verdad que el dólar ha subido, especialmente después del shock del Brexit, pero el shock ha pasado y el dólar debería debilitarse.
La pérdida de confianza en el dinero fiduciario empieza lentamente pero rápidamente va creciendo. El resultado es la compra aterrorizada de oro y un súper pico en sus precios. Vimos esto a fines de los setenta. El oro pasó de U$S 35 por onza en agosto de 1971 a U$S 800 en enero de 1980.
Esa es una ganancia de 2.200% en menos de nueve años.
En La Nueva Fiebre del Oro explico en detalle por qué creo que estamos en las etapas tempranas de un similar pico de precios que podría llevar al oro a USD 10.000 por onza o más. No pasará mañana. Y habrá reveses en el camino. Pero estamos preocupados por el panorama en general. Y cuando ese pico sí llegue, habrá una importante diferencia entre el nuevo y el que ocurrió en 1980.
En ese entonces, se podía comprar oro a USD 100, 200, o 500 la onza y disfrutar el viaje. En el nuevo pico de precios, tal vez no se pueda obtener nada de oro. Se verá en televisión cómo sube el precio del oro pero será imposible comprar algo para uno mismo.
Habrá tan poco oro que sólo los bancos centrales, los gigantescos fondos de inversión y los multimillonarios podrán conseguir algo de él. Los distribuidores locales y la casa de la moneda no tendrán más. Esa escasez física hará que el precio se dispare de manera aún más extrema que en 1980.
El momento de comprar oro es ahora. Antes de que el precio se dispare y los suministros se agoten.
Normalmente recomiendo una asignación del 10% de fondos al oro físico para su portafolio permanente. Pero también recomiendo acciones de compañías ligadas al oro y mineras que puedan subir con los precios del oro originando beneficios potencialmente impactantes. Pasó en los setenta y de nuevo a principios de la década del 2000. Y ahora está pasando de nuevo a medida que el oro comienza su marcha hasta los USD 10.000.
Este camaleón ha cambiado de color recientemente. Y el nuevo color es oro.
Atentamente,
Jim Rickards

banner-fiebredeloroarg

Una respuesta

  1. Yo empecé a comprar oro, el verdadero dinero aquí: https://goo.gl/CJJuAO

    Estupenda publicación Jim Rickards!

Dejar una opinión